Entonado

0

Por la octava semana del Super Rugby, Blues obtuvo su cuarto triunfo consecutivo al vencer por 32-29 a Waratahs, en el Eden Park. Si bien sufrió sobre el cierre, el representativo de Auckland siempre se mostró superior a un rival que fue de menor a mayor. ¿Podrán mantener el ritmo y clasificar a cuartos de final tras siete años sin lograrlo?

Auckland, Nueva Zelanda – Ayer, el Eden Park, sede de cientos de batallas icónicas del deporte ovalado (y de dos finales de la Copa del Mundo), volvió a vibrar al compás de los dirigidos por Leon MacDonald, quienes están enrachados y parecen volar sobre el campo de juego. Tal fue la expectativa por ver nuevamente a los hermanos Ioane (Rieko y Akira), Ma’a Nonu y compañía que desde la previa se notaba el entusiasmo en el público local. Esto, por más que parezca normal estando a la distancia, no lo es teniendo en cuenta lo mal que le ha ido a esta franquicia después de alcanzar las semifinales en la temporada 2011. A partir de allí, ni una sola aparición en playoffs y, fundamentalmente, un fuerte decrecimiento en el interés del público. Con estos resultados recientes, aunque sea un proceso muy, muy lento, parece que la gente comienza a acercarse al máximo orgullo rugbístico que tiene la capital financiera del país oceánico.

¿Hay motivos para ilusionarse con estos Blues? Sí. De más está decir que no son los mejores del Super Rugby, pero sí, sin duda alguna, uno de los grandes candidatos en este momento. Rugbísticamente, al menos por estas semanas, solo se han mostrado inferiores a Crusaders, el actual bicampeón y máximo ganador histórico de esta competencia (con nueve títulos). Aun así, los fanáticos tienen motivos de sobra para comerse las uñas durante los días laborales y esperar con ansias el famoso game day (en español, día de partido). Pensar en levantar el trofeo el próximo 4 de agosto parece, al menos por ahora, una utopía. De todos modos, ese no debe ser el objetivo de los capitaneados por Patrick Tuipulotu, quienes, en primer lugar, deben reafirmar su buen presente.

Ayer, ante los ‘Tahs, fue una gran muestra de carácter por parte del dueño de casa. Y eso que no fue una actuación sobresaliente ni mucho menos descollante. Con el sello de Ma’a Nonu, selló un éxito que demuestra la evolución durante este inicio de campaña. Y va más allá de estas victorias sobre Sunwolves (28-20, en North Harbour, su segundo hogar), Highlanders (33-26), Stormers (24-9) y la reciente sobre los de Sídney -NdR: las tres últimas, en el Eden Park-. Blues, que había comenzado el año siendo víctima de Crusaders (24-22, con las gradas a su favor), Sharks (26-7, en Durban) y Jaguares (23-19, en Liniers), dejó en claro que es un equipo muy distinto al que había participado en las últimas ediciones del certamen que organiza SANZAAR. Se lo ve centrado durante los ochenta minutos y, mejor aún para sus seguidores, decidido a ir en busca de cada uno de los encuentros que disputa. Puede ganar o perder, pero últimamente (y ayer no fue la excepción) da la sensación de que el segundo máximo poseedor de coronas que tiene este campeonato (con tres, la misma cifra que Bulls) va a pelear hasta el pitazo final. Nuevo entrenador, nuevo aire, caras nuevas y, principalmente, una nueva mentalidad. Está entonado, y se siente tanto en las tribunas como en el terreno de juego.

Síntesis del partido:

Blues (32): 15- Melani Nanai; 14- Caleb Clarke; 13- TJ Faiane y 12- Ma’a Nonu; 11- Rieko Ioane; 10- Otere Black y 9- Jonathan Ruru; 8- Akira Ioane, 7- Blake Gibson y 6- Tom Robinson; 5- Josh Goodhue y 4- Patrick Tuipulotu (C); 3- Sione Mafileo, 2- James Parsons y 1- Alex Hodgman.

Ingresaron: 16- Matt Moulds, 17- Marcel Renata, 18- Ofa Tu’ungafasi, 19- Gerard Cowley-Tuioti, 20- Dalton Papali’i, 21- Sam Nock, 22- Harry Plummer y 23- Michael Collins.

Entrenador: Leon MacDonald.

Waratahs (29): 15- Israel Folau; 14- Cam Clark; 13- Adam Ashley-Cooper y 12- Karmichael Hunt; 11- Alex Newsome; 10- Bernard Foley (C) y 9- Nick Phipps; 8- Michael Wells, 7- Will Miller y 6- Jack Dempsey; 5- Rob Simmons y 4- Ned Hanigan; 3- Sekope Kepu, 2- Damien Fitzpatrick y 1- Harry Johnson-Holmes.

Ingresaron: 17- Rory O’Connor, 18- Chris Talakai, 19- Tom Staniforth, 20- Lachlan Swinton, 21- Jake Gordon, 22- Kurtley Beale y 23- Lalakai Foketi.

No ingresó: 16- Andrew Tuala.

Entrenador: Darryl Gibson.

Puntos en el primer tiempo: 2’ Penal de Otere Black (Blues 3-0 Waratahs). 8’ y 16’ Tries de Tom Robinson y Caleb Clarke convertidos por Otere Black (Blues 17-0 Waratahs). 24’ Try de Israel Folau convertido por Bernard Foley (Blues 17-7 Waratahs).

Puntos en el segundo tiempo: 6’ Try de TJ Faiane (Blues 22-14 Waratahs). 15´ Try de Alex Newsome convertido por Bernard Foley (Blues 22-21 Waratahs). 19´ Try de Ma’a Nonu convertido por Otere Black (Blues 29-21 Waratahs). 22´ Penal de Bernard Foley (Blues 29-24 Waratahs). 26´ Penal de Otere Black (Blues 32-24 Waratahs). 34´ Try de Jake Gordon (Blues 32-29 Waratahs).

Árbitro: Federico Anselmi (Argentina).

Estadio: Eden Park (Auckland).

Crédito fotográfico: Photosport.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: