Leo Mayer dio el primer paso

0

El argentino venció al alemán Mischa Zverev por 6-3 y 6-0 en primera ronda del ATP 500 de Conde de Godó. En la próxima ronda irá ante el ruso Khachanov, decimosexto preclasificado de la competencia.

Leo y sus potentes tiros rindieron con contundencia y se quedó con la victoria en una hora y 3 minutos de juego. El correntino, cuartofinalista en Buenos Aires y Sao Paulo, sumó así su cuarta victoria en cinco cruces ante el mayor de los hermanos Zverev, quien venía de alcanzar los octavos de final en Montecarlo la última semana con dos buenas victorias ante Felix Auger-Aliassime y Lucas Pouille.

Será la primera vez que el argentino se enfrente con el jugador nacido en Moscú, que este año se coronó campeón del ATP 250 de Marsella.

Pella 60° del ranking se medirá con otro alemán Peter Gojowzyk 50°. El que avance, se topará con el español Fernando Verdasco.

Delbonis 76° enfrentará al eslovaco Martin Klizan (140). El ganador se cruzará con Novak Djokovic.

La programación de mañana:

Schwartzman jugará el miércoles con el griego Stefanos Tsitsipas, que hoy eliminó al francés Corentin Moutet 6-4 y 6-1.

El ATP de Conde de Godó cuenta con la participación sorpresa de Novak Djokovic que confirmó su presencia unos días antes que se hiciera el sorteo, aceptando el wild card que le ofrecieron.

Novak 12° en el ranking ATP y ganador de doce Grand Slam vuelve a Barcelona después de doce años, cuando debutó en la edición de 2006 con derrota en primera ronda ante Daniel Gimeno Traver en el marco del relanzamiento de su carrera tras ser operado del codo derecho a principios de este año.

El cuadro de este año cuenta con cuatro top ten: Nadal, Grigor Dimitrov (5), Dominic Thiem (7) y David Goffin (10) y otros cinco jugadores entre los veinte primeros del ranking mundial, como el serbio Djokovic (12) y Schwartzman, quien se sitúa en el puesto 17 del ranking de la ATP.

Gastón Gaudio fue el último tenista argentino en ganar el torneo en el 2002 superando al español Albert Costa, con gran comodidad por 6-4, 6-0 y 6-2 en algo más de dos horas de partido. Anteriormente se jugaba al mejor de 5 sets.

Esto antes que Rafa Nadal impusiera su dominio.

El año pasado supero en la final a Dominic Thiem por 6-4 y 6-1

El primer argentino en conquistar este trofeo fue Enrique Morea, en 1953, y luego Martín Jaite, en 1987.

Guillermo Vilas fue finalista durante cuatro años consecutivos, de 1980 a 1983 y Guillermo Peréz Roldán cayó en la final en 1990.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: