Los Gladiadores revivieron e hicieron explotar Tecnópolis

La Selección Argentina de Handball venció 22 a 21 a Chile en un partido realmente para el infarto, con un gol faltando 14 segundos, y se clasificó a la semifinal del Panamericano, donde enfrentará a Brasil el próximo sabado.

Llegó el último día de la fase de grupos del Panamericano Buenos Aires 2016 y el local, la Selección Argentina, debía ganar cueste lo que cueste su partido ante Chile para seguir con vida tanto en el torneo, como en la clasificación al Mundial de Francia 2017.

Los primeros 30 minutos comenzaron con Chile tranquilo, dañando a Argentina con su pivot, logrando un parcial de 4-0 a favor para ponerle un poco de agonía a Tecnópolis, pero Los Gladiadores comenzaron a meterse en el partido, con los ingresos desde el banco del capitán Gonzalo Carou y Pablo Simonet, además de la necesaria aparición de Matías Schulz tapando el arco. Además se despertó Federico Vieyra, quien concretó varios remates al arco de La Roja, dando un parcial de 5-0, logrando que la primera mitad se cierre con un 15 a 8 a favor de los dirigidos por Eduardo Gallardo.

La segunda mitad comenzó prometedora, con un golazo de Sebastián Simonet, pero Argentina sufrió un bache más que peligroso, ya que el conjunto trasandino se aprovechó de ese declive en el rendimiento, y comenzó a lastimar el arco albiceleste, además de que el arquero Felipe Barrientos tuvo destacadas atajadas, y aparecieron dos de los tres hermanos Feutchmann, Emil y Erwin, para llegar a empatar el juego. Luego de que Los Gladiadores no puedan convertir durante apróximadamente 15 minutos, pudieron romper la sequía y el final del encuentro se volvió apasionante, gol a gol para darle suspenso a una posible eliminación del local, para colmo, se sufren las exclusiones de dos jugadores argentinos.

Llegaba el último minuto. La igualdad en 21 tantos hacia que la llama de la esperanza para Argentina comenzara a apagarse y se comenzaban a alejar tanto las semifinales como el Mundial de Francia, pero Federico Pizarro logró darle respiración de boca a boca a los de Dady Gallardo con un gol agónico faltando solo 14 segundos para el cierre, teniendo una inferioridad numérica de dos jugadores, haciendo que la hinchada festeje alocada. Chile sacó del medio decidido a empatar, sabiendo que no había arquero (Schulz salió para que ingrese otro jugador y poder atacar con un hombre más), pero Federico Fernández logró bloquear el remate que casi destruye todo tipo de felicidad, y en cambio, provocó el estallido de todo un estadio y el delirio de cada uno de los hinchas.

En otros resultados para cerrar la fase de grupos, en el “A”, Groenlandia aplastó a Guatemala por 45 a 23 y México venció a Canadá 28-21, y para el Grupo B, Brasil le ganó el duelo de primero contra segundo a Uruguay por 40 a 15, Puerto Rico triunfó ante Colombia 34 a 26 y Estados Unidos derrotó a Paraguay 31-25.

Please follow and like us:

Deja un comentario

error

Seguinos!

A %d blogueros les gusta esto: