jue. Jun 20th, 2019

Santiago Silva

Lobo está y volvió a sumar de a 3

Duelo de irregularidades en los 90 minutos que vivieron los rivales de turno. Por momentos, con partes de atracción mediante ocasiones, por otros, meseta total en La Plata. Lo cierto es que los mendocinos fueron los que más aspiraron a poder conseguir los tres puntos. Aunque fueron los locales quienes gritaron fuerte con solamente una chance ejecutada.

En la primera parte, a los 25 minutos, Ángel González había rematado desde el sector derecho tras el centro enviado por Fabricio Angileri, el trayecto del mismo se desvió en la mano de Matías Melluso y el árbitro, Germán Delfino, no dudó y cobró penal. De ello se hizo cargo Santiago García, pero su remate fue desviado por los pies de Alexis Martín Arias; que se lució momentos más tarde tapando un remate de Victorio Ramis, que tuvo la complicidad del palo, lo que era salvación para el arco de los dirigidos por Pedro Troglio.

Hubo una polémica a resaltar, donde Fabián Rinaudo, que portaba una tarjeta amarilla, cortó con falta tomando la camiseta de uno de los atacantes tombinos cuando éstos poseían un contraataque, aunque Delfino terminó pitando el final del primer tiempo, por lo que la duda quedó instalada por si debía haber habido un accionar sobre «Fito», el capitán del «Lobo» platense, que podía haberse ido expulsado.

Ya para el complemento, hubo que esperar hasta los 26 minutos para rescatar una clara situación de gol. Imprecisiones, falta de sagacidad para resolver en algunos sectores y muchas interrupciones mediante faltas. Un error en salida defensiva de parte de los mendocinos, ocasionó que Mauro Guevgeozián asista a Santiago Silva, que imprimió calidad con un sombrero y luego definiendo por encima del arquero Roberto Ramírez para anotar el primer tanto del juego.

A los 37, Lorenzo Faravelli levantó la pierna derecha a media altura y no alcanzó ni a rozar al jugador Iván Ramírez, que se había arrojado al suelo, Delfino no sólo interpretó jugada peligrosa sino que lo expulsó de manera directa al ex mediocampista de Newell’s. Los de Troglio iban a sufrir los últimos minutos con no solo un jugador menos, sino 2, porque Rinaudo coqueteó con la falta a tal punto que faltando 2 para terminar, sufrió la 2º tarjeta y la posterior expulsión. Igualmente, con Arias manteniendo la seguridad bajo tres palos, siendo la figura del encuentro y el parado defensivo, el «Tripero» se reencontró con el triunfo ante su gente.

Los comandados tácticamente por Diego Dabove no levantan cabeza, tercera derrota en fila y la cuarta en los últimos 5 partidos disputados. Está 12º con 10 puntos, a 9 del puntero Racing. Además, ante el conjunto de La Plata solamente pudo ganar 1 vez como visitante, fue en el Apertura 2010 imponiéndose por 3-1. En la próxima fecha deberá recibir a Aldosivi en el fin de semana del 19, 20, 21 o 22 de octubre, cuando en el medio pase la fecha FIFA.

Regreso a la victoria de parte de Gimnasia, que no lo hacía de la quinta fecha cuando batió a Patronato de visitante. Además, volvió a ganar ante su gente, algo que no hacía desde la primer fecha ante Argentinos Juniors. Llegó a 11 unidades en la Superliga y en su lucha principal por no descender, quedó con 81 puntos, 10 más que Patronato y San Martín de San Juan, los que hasta ahora descienden de manera directa, y 8 por encima de Belgrano, el conjunto que quedó al borde de la zona roja. La próxima jornada lo tendrá visitando a Vélez.

El gol de Silva:

Gimnasia y Central se aferraron al empate en el Bosque

Sobre la primera mitad, Gimnasia asimiló prioridades en cada sector del campo de juego y ante la tenaz marca de Central, pudo solventar algunas acciones que fueron diferenciarlo en el aspecto ofensivo. Dándole relevancia a los laterales y a la versatilidad de los volantes externos, el equipo de Pedro Troglio, alternó la presencia de los delanteros visitantes y frente a adversidades propias y opuestas se aproximó al arco de Jeremías Ledesma, quien intervino en escasez de oportunidades en zonas aledañas a su valla.

 

El ímpetu por la posesión subsistió en ambos lados y el juego fue decayendo por circunstancias propias del desarrollo. En esa tendencia, el Lobo supo encontrar más fluidez entre los futbolistas, pero el Canalla también se adelantó en el largo del campo. Culminando la parte principal, el equipo de Edgardo Bauza concentró su labor en territorio rival y al minuto 37, Leonardo Gil generó un faul en la entrada al área y tras dirimir la ejecución, colocó el esférico en el vértice derecho de Martin Arias, con el que Rosario Central enmendaba un compromiso férreo y sin tantas alternativas de consolidar.

La paridad, no le otorgó otra salida al Lobo que administrar con precisión el balón y refutar lo hecho en algunos tramos del encuentro. Sin embargo, ese ritmo objetado minutos atrás no prevaleció en sintonía y Central resguardó el parcial hacia el descanso.

 

El complemento se inició con una decisión en todo plano del Lobo, que en treinta segundos, tuvo la viveza intacta de Santiago Silva para marginar a Matías Caruzzo de su zona y proponer un rose físico que terminó de convencer a Fernando Espinoza, sobre la existencia del foul en el área mayor, por lo que el delantero se encargó de la pena máxima e igualó las condiciones en apenas dos minutos de la reanudación.

Afectado por la temprana igualdad, el equipo rosarino debió reinventarse en el armado de juego y en sus volantes encontró salidas opuestas a la presión constante que propuso el Lobo en campo propio. No obstante, la disputa por la pelota fue tal, que los dos conjuntos dejaron en segundo plano sus ideas principales a la hora de derribar cualquier sistema efectivo en defensa del rival y en ese sentido, la generación de posibilidades hacia el arco contrario, fue disminuyendo de forma notoria.

En esa sensación que daba el encuentro, Gimnasia asentó prioridades y si bien, no inquietó de forma alterada a Ledesma, la actitud del local superó la rápida inserción del Canalla en despejar cualquier tipo de urgencias, que al cabo del tiempo agregado, no conllevó riesgo alguno en ambos y el empate final, conserva a Gimnasia con ocho puntos y en la misma cantidad de unidades con San Martín de San Juan, quien ocupa el último lugar de descenso directo. Central, alcanza el quinto puesto con 10 puntos.

 

Independiente derrotó a Talleres y recuperó la senda triunfal

Sin tanta lucidez en lo futbolístico, el conjunto de Avellaneda recurrió a la efectividad mediante las anotaciones de Gonzalo Verón y Emmanuel Gigliotti para alcanzar la quinta ubicación y ser candidato a clasificar a la Libertadores 2019. En la fecha 23 el equipo de Holan recibirá nada menos que al puntero de la Superliga.

En el primer tiempo Talleres asimiló su actitud frente al adversario y tras controlar el balón en su campo comando las principales acciones mediante la importancia de los extremos y la rápida transición de defensa a ataque. Independiente se vio afectado por el ritmo impuesto de la T y al cuarto de hora un pase profundo de Ian Escobar le permitió a Joao Rojas ganarle la posición a Emanuel Britez y en el área lanzar un centro rasante que Santiago Silva alcanzó a conectar pero Martin Campaña estaba en el espacio indicado para retener el balón.

Las pretensiones de los dos eran claras y al minuto 23 una salida larga de Fernando Amorebieta a la media cancha se vio alterada por un rebote en Juan Ramírez y la continuidad del esférico le concedió a Silvio Romero el espacio para encarar al área, esquivar el achique de Herrera y tras definir por encima del arquero Quintana salvó el ingreso de la pelota. Pero le quedó en tiempo y forma a Gonzalo Verón para ejecutar de cabeza al defensor.

La apertura llegaba en el instante menos imaginado para la visita que lejos de comenzar a construir una oposición a las envestidas del local con el marcador a favor, continuó replegando sus líneas y tratando de redoblar los avances en exceso del equipo cordobés.

Ya en el tramo final de la primera mitad el conjunto de Frank Kudelka evidencio su conducción en el partido y Rojas pasó a ser fundamental en la búsqueda de la igualdad. A los 33 un centro desde la derecha a cargo de Leonardo Godoy encontró la presencia solitaria de Rojas que cabeceó hacia abajo y Campaña despejo de forma heroica la definición del delantero. Talleres ampliaba su dominio y las acciones finales se disputaron cerca del área visitante.

El segundo tiempo cambió en la velocidad que Talleres le dio a la ofensiva. Las individualidades que en la primera parte eran destacables durante el desenlace final fueron menos influenciables. Ante esto la visita coordinó ciertas asociaciones en defensa y mediocampo que prolongaron las constantes aproximaciones del local. La actitud frente al arco rival no fue sinónimo de resignación para la T y a los veinte un pase al espacio que superó la defensa de Gastón Silva dejó con el arco enfrente a Godoy y su tiro fue tapado por Campaña en una atajada memorable. El transcurso volvía a tener como protagonista al local que en su iniciativa de adelantar las líneas dejó varios espacios para que el Rojo ponga cifras definitorias al encuentro.

En los últimos compases del partido Talleres redobló el esfuerzo y algunas decisiones tardías en el campo rival le otorgaron a Independiente una jugada a los noventa minutos comandada por Martin Benitez, que habilitó a Emmanuel Gigliotti y el Puma se generó el espacio para colocar el esférico al palo más descuidado de Herrera.

El 2 a 0 fue irreversible para el conjunto de Kudelka que en el descuento no tuvo prevalencia. El equipo de Ariel Holan superó a Huracán con 39 puntos e ingresa momentáneamente a la zona clasificatoria de Copa Libertadores. Talleres (41) desperdició la chance de acortar distancia con Boca y quedó a nueve unidades del líder.

Foto: Club Atlético Independiente

San Lorenzo: empate y clasificación

San Lorenzo se convirtió en el segundo finalista del torneo de Primera División tras terminar como líder de la Zona 1, igualó 1-1 ante Banfield en el Nuevo Gasómetro por la última fecha del certamen. La derrota de Godoy Cruz, que también había llegó puntero a la jornada final, ante San Martín de San Juan le impidió clasificar a la definición. Los de Pablo Guede definirán al campeón ante Lanús, equipo ganador de la Zona 2.

A contramano de lo que se esperaba, el duelo comenzó con un desarrollo parejo, en el cual la visita salió a jugar de igual a igual ante un rival que se jugaba la chance de terminar primero en la Zona.

Los dirigidos por Julio Falcioni eran más claros en sus intenciones y enfrente tenían a un San Lorenzo que no encontraba claridad ni llegaba con peligro al área, pero al que el empate le alcanzaba para lograr su objetivo por las buenas noticias que llegaban desde San Juan ya que San Martín le ganaba a Godoy Cruz.

Sin embargo, no la pasó bien en su estadio y Banfield comenzó a merodear con peligro el arco custodiado por Sebastián Torrico. El arquero se lució en dos ocasiones para evitar la caída de su valla, primero ante un remate de Erviti, tras una habilitación en el área de Silva, y luego al tapar un cabezazo de Simeone casi sobre la línea.

A los 26 minutos, el Taladro iba a conseguir la merecida ventaja tras aprovechar una mala salida del  local dónde a Santiago Silva le quedó la pelota en el área y definió para decretar el 1-0 que ponía en suspenso el sueño de final de San Lorenzo.

Aún sin encontrar su mejor forma, los locales fueron en busca del empate, pero chocaron con el sólido desempeño de los defensores de Banfield. Igual, se las arreglaron para generar una chance tras una confusión en un córner: la pelota le quedó a Sebastián Blanco quien, en soledad, disparó con demasiada potencia y salió desviado.

Los hinchas se impacientaban por la caída que los dejaba afuera de la definición y, con sus cánticos, empujaban al equipo hacia adelante. Fue así que, cuando se extinguía la primera etapa, Blanco tuvo revancha: superó la débil marca de Alexis Soto y definió cruzado para marcar el empate.

Los de Guede, que sufrieron la prematura baja de Néstor Ortigoza por lesión (se habla de un desgarro que lo dejaría fuera de la final y la Copa América), salieron a jugar la segunda parte con mayor confianza. Banfield esperaba parado en su campo de juego e intentaba de contraataque.

Ya en tiempo de descuento se dio una acción que podría haber cambiado la historia. En su primer acercamiento de todo el complemento, Bandfield tuvo la victoria, pero Adrián Sporle, con todo el arco a su disposición, cabeceó afuera. En la respuesta, pudo ganarlo San Lorenzo, sin embargo esta vez fue «El Chiqui» Pérez el que salvó sobre la línea.

Finalmente Godoy Cruz perdió en San Juan y San Lorenzo, (al que se le cortó una racha de siete victorias en fila), jugará la final del torneo el próximo domingo 29 de mayo ante Lanús, en el estadio Monumental.

error

Seguinos!